Anatomía de Grey 9×1, revisión

Por fin se ha estrenado en Fox la novena temporada de Anatomía de Grey, esta vez no pueden usar su famoso slogan de “Primero en Fox” ya que en noviembre de 2012 se les adelantó Divinity con la emisión de la nueva temporada. Bueno, para ser rigurosos, hay que decir que FOX empezó a emitir los capítulos en VOSE en octubre de 2012, dentro del bloque Fox Manía, la misma semana que en EE.UU. Pero no he podido verlo, ni en Divinity ni en Fox en VOSE, pues coincidía con otras emisiones, así que me he mantenido lo más alejada posible de spoilers, vídeos y promos pues no quería saber nada con antelación y poder disfrutar, o sufrir, la temporada semana a semana, que es la forma en que hay que hacerlo. Ya leí que el actor Eric Dane (Mark Sloan) dejaba la serie y después de verle moribundo en el bosque era fácil adivinar su destino, con eso era suficiente, no quiero más avances.
¡¡ALERTA SPOILERS!! Si no has visto la novena temporada no sigas leyendo.

Final octava temporada de Anatomía de Grey

Después del impactante final de la octava temporada, con el accidente de avión que nos dejo la muerte de Lexie y a la mitad de los médicos del Seattle Grace heridos y perdidos en el bosque, la novena temporada empieza un mes después de que los encuentren y se centra en Mark Sloan. El episodio se titula Going going gone y nos muestra a Sloan en coma tras una insuficiencia cardíaca, ha firmado un testamento vital donde pide ser desconectado si después de 30 días su cuerpo no muestra ninguna mejoría. El momento ha llegado y Callie y Derek permanecerán a su lado hasta el último minuto mientras el resto espera fuera de la habitación. Fue realmente emotivo, una despedida a la altura de un personaje que tanto ha dado a la serie.

Eric Dane como Mark Sloan, Anatomía de Grey

Entre tanto vemos que Cristina se encuentra trabajando en Minnesota, continuamente habla por vídeo conferencia con Meredith, ambas intentan superar su miedo a volar. Tras el abandono de April, ahora es Meredith la nueva jefa de residentes y resulta tan temida y respetada como era Bailey unos años atrás, ya que su carácter se ha endurecido después de la muerte de su hermana, que parece no haber superado aún. La verdad es que no entiendo bien que apego le tiene Meredith al hospital, allí ha visto morir a su madre, a su padre, a su hermana, a la mujer de su padre, a su mejor amigo y dispararon hiriendo gravemente a Derek, aunque por otro lado, allí encontró a Zola.

Alex y Callie, Anatomía de Grey

Alex continúa con sus planes de irse al programa Hopkins y conoceremos a los nuevos residentes del Seattle Grace. Derek tiene el alta y su mano parece estar mejor, pero tiene problemas durante una cirugía. Jackson Avery intenta recuperarse de la perdida de su última novia, Lexie, y el despido de su último ‘rollete’, April. Esta ha vuelto a la granja de sus padres y Owen viaja hasta allí para pedirle que vuelva al hospital, la verdad es que no la habíamos echado mucho de menos. Bailey ya no es la nazi, ahora está enamorada y los nuevos residentes le han puesto otro mote, que no la gusta nada conocer. De Arizona no sabemos nada durante todo el episodio, hasta prácticamente el final que la vemos hundida, deprimida y resentida con Callie pues han tenido que amputarle una pierna.

Los nuevos residentes del Seattle Grace

Me ha sorprendido una de las nuevas residentes de cirugía, la Dr. Heather Brookes, ya que se trata de la actriz Tina Majorino una de esas niñas que hemos visto crecer en las pantallas del cine y ahora es ya toda una mujer de 28 años. La recordareis de películas como Cuando un hombre ama a una mujerNapoleon Dynamite, pero sobre todo por el papel de Enola, aquella niña que lleva el mapa de la tierra seca tatuado en su espalda en la post apocalíptica Waterworld.

Jo Wilson, Callie y Alex, Anatomía de Grey

Leves referencias al accidente y más sutiles aún a la pobre Lexie, menos mal que en el segundo capítulo volveremos al lugar y momento del accidente gracias a varios flashback que mostrarán cómo vivió cada personaje esos momentos posteriores y rellenaremos las lagunas que teníamos de ese mes que ha pasado desde el accidente hasta la muerte de Sloan.
Del segundo episodio me ha encantado el guiño de Bailey a la serie Perdidos, cuando acude con el doctor Webber a recoger a los supervivientes del accidente y viaja en la zona de carga del avión con las camillas, expresando así su miedo a las turbulencias:

Bailey: … no dejo de pensar en que nos vamos a estrellar en una isla tropical y nos va a atacar un oso polar.
Webber: ahora ya me he perdido…
Bailey: debería ver más la tele.

Derek y Meredith, Anatomía de Grey

Lo cierto es que el episodio ha estado a la altura de épocas anteriores, fue grande, con mucha emoción y alguna risa. Se han cerrado varios temas y se han abierto otros. Espero que no baje el ritmo, ya que la historia parece que está en sus últimas temporadas.


¿Qué te ha parecido?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: